Los asistentes, analistas, ingenieros, técnicos, abogados, etc. requieren adicional a sus conocimientos académicos que el cargo exige, estar actualizados y entrenados permanentemente para enfrentar el trabajo diario con eficiencia que sólo la capacitación y entrenamiento permanente permiten lograr.

Este personal  debe prepararse adicionalmente, para convertirse en los futuros líderes de los equipos de trabajo. Deben desarrollar o afirmar sus competencias    que les permitirán seguir creciendo en la organización.   En GLIA tenemos las soluciones, diseños y equipo para apoyar a la empresa en esta misión y el aval de la Universidad Casa Grande.